055 | «La trampa de pecar y confesar, pecar y confesar» por Mariagenesis Ramos

Hace unos días estuve mirando un libro súper interesante que hablaba sobre las fortalezas sexuales que el diablo le pone a los jóvenes hoy en día entre ellas, el sexo fuera del matrimonio, pornografía, entre otras pero además de esto hablaba sobre LA TRAMPA DE PECAR Y CONFESAR, PECAR Y CONFESAR. 


Quiero que sepas o seas consciente que todos en algún momento hemos caído en esta sutil trampa, desde pequeña hay un texto bíblico que tuve siempre presente:  1 Juan 1:9 «Pero si reconocemos ante Dios que hemos pecado, podemos estar seguros de que él, que es justo, nos perdonará y nos limpiará de toda maldad». 
Estoy casi segura que tú debes haberla escuchado en algún momento, y es cierto, la biblia dice que si RECONOCEMOS que hemos pecado DIOS borra tu pecado por completo y no se acuerda para nada de él. Pero muchas veces jugamos con su amor, ¿porqué?, fácil, ahora te explico por que. 


Te imaginas tener un novio lindo, a quién amas, a quién le das lo mejor de ti, tu tiempo, tu amor, tu atención y ¿que de un día a otro te enteres por él mismo que te fue infiel?, me pregunto cómo te sentirías, cuál sería tu reacción a este acontecimiento, yo creo que lloraría amargamente, cómo podría hacerme algo así si le dí lo mejor de mi, si entregue todo por amor a él, ahora, imagínate que lo perdonaste, pasa una semana y viene ante ti y te dice: «Lo siento, volví a hacerlo», lo perdonas, pasa otra semana y vuelve a decirte: «lo siento, lo volví a hacer, pero te prometo que ya no lo haré», lo perdonas y esta es la historia de semanas, meses y años. Pecas, confiesas, te perdona, vuelves a pecar, vuelves a confesarte y te vuelve a perdonar, exactamente esta es la trampa y quiero que sepas que es una trampa por dos razones importantes para mí.


  1. Cuando empiezas a hacer algo que está mal, al inicio te puedes sentir mal, luego te sientes culpable, puede que en las cinco primeras veces te sientas mal, luego te resignas a que ya no puedes detenerte y sigues haciéndolo, lo que al inicio era malo para ti ahora es algo aceptable y llegas al punto de que te sientes cómodo haciéndolo, ya no te sientes mal de hacer lo malo que haces y luego llegas a verlo bien.


  2. Créeme que quién saldrá destruido no será DIOS, serás tú, toma un trapo limpio y nuevo y empieza a limpiar muebles empolvados con él, cada vez que enjuagues el trapo saldrá la suciedad pero cada vez será más difícil sacarlo porque esa misma suciedad se quedará impregnado en el trapo, el pecado es igual, al inicio será fácil pero luego poco a poco se volverá más parte de ti a tal punto que ya será mucho más doloroso quitarlo de tu vida

No caigas en la trampa que el diablo está poniendo, si es cierto que DIOS TE AMA y que cada vez que vayas a él con un arrepentimiento genuino él te perdonará y borrará tus pecados pero el enemigo querrá tomar tu pasado para juzgarte. Porque no evitar todo esto y decidir vivir conforme al corazón de tu padre, te ama, créeme te ama pero no ama a tus pecados, DIOS aborrece el pecado y tú deberías aborrecerlo igual. RECUERDA, el diablo sólo vino a este mundo a matar, hurtar y destruir tu vida y hará todo lo posible para lograrlo, el diablo es el rey de la mentira no le creas, no creas que está bien pecar y confesar y volver a pecar, lo único que él está logrando es que te ensucies cada vez más y que cada vez más sea difícil para ti salir de sus garras. 

 

Creemos con todo el equipo de Evangelio Creativo que DIOS tiene planes de bien para tu vida y que anhela que camines por un camino limpio y que cada vez más conozcas quién es tu DIOS, te animamos a seguir fuerte y firme a tus convicciones y NO CAIGAS EN LA TRAMPA. 

714total visits,1visits today