«Identidad» por María Paz González

Es una palabra muy frecuente en la actualidad, cada persona puede decidir libremente quien quiere ser. Si escapas de lo común o tradicional tiendes a ser destacado por ser «diferente» y no atañerte a las normas, ahora bien, si eres «tradicional», amable y ético probablemente seas considerado aburrido y «raro».

Lo más sencillo es seguir la corriente ante las masas para ser aceptados, es difícil hacer la diferencia cuando nadie es como tú, más aún cuando eres el único cristiano en tu curso, trabajo o en tu barrio. Sin embargo, la palabra nos dice “no os conforméis a este siglo» (Rom12:2), es fácil ser permeados por este mundo rodeado de tentaciones agradables a nuestra carne, mas el Padre nos dice «Conviértanse ellos a ti, y tú no te conviertas a ellos» (Jer 15:29).

Hoy en día muchos cristianos se asemejan al mundo para pasar desapercibidos, más si nos avergonzamos de Cristo él se avergonzará de nosotros frente al Padre (Marcos 8:38) . La recompensa de los hombres son sus falsos halagos, más la de Cristo es una eternidad.

¿Cambiarás unos momentos insignificantes de tu existencia con los hombres antes que la gloria eterna junto al Padre?


268total visits,1visits today