«¿Qué piensa Dios de mí?» por Jairo Valenzuela

¿Qué piensa Dios de mí? Me he realizado esta pregunta muchas veces. La Biblia da a conocer el gran amor que Dios siente por nosotros, un amor tan grande que es eterno (Jeremías 31:3), somos tan importantes para Dios que conoce cada cabello de nuestra cabeza (Mateo 10:3) todos nuestros días están escritos en su libro (Salmos 139:16).

Siendo conocedor de las escrituras, sabiendo que la presencia de Dios está junto a mí en cada amanecer, con todo, diariamente cruza por mi mente este pensamiento: Es importante hallar gracia, buena opinión y el favor de los hombres (Proverbios 3:4), sin embargo, no solo se trata de lo que digan los demás, mi sentir, va más allá.

Amado Cristo: Algún día en la eternidad conoceré qué pensaste de mí aquella vez que fallé, la ocasión en que cometí pecado o cuando estuve a punto de realizar un milagro en tu nombre pero falló mi fe, conoceré como le hablabas a tus ángeles acerca de mí, lo feliz que te hice cuando obedecí tu voz y cómo lograba tocar tu corazón en cada ocasión que dejé cosas importantes por obedecerte; Señor: Yo quiero llegar a ser lo que esperas de mí, estar tan apegado a ti como aquel pámpano, que necesita de la vid, la vid verdadera para poder existir. Necesito pasar tiempo de calidad contigo para conocer en parte lo que sientes tú por mí.

Padre, mi mente humana es limitada, no alcanzo a conocer la magnificencia de tu amor, pero sé que en la intimidad de tu presencia es donde puedo conocer, en parte, lo que sientes por mí.

Ahora vemos por espejo, oscuramente; mas entonces veremos cara a cara. Ahora conozco en parte; pero entonces conoceré como fui conocido. (1 Corintios 13:12)

287total visits,1visits today